Período4 años y más

Período
Período 4 años y más

Usted no es un caso único

Nadie es Perfecto es un taller para fomentar las habilidades de crianza en padres, madres y cuidadoras(es) de niños/as de 0 a 5 años. Consiste en encuentros grupales o asesorías personales, dirigidos a compartir experiencias de crianza en familia, aprender de otros y recibir orientaciones en problemas frecuentes para fortalecer el desarrollo de niños y niñas.

El taller de Padres, Madres y Cuidadores trata  temas para ayudarse a sí mismo(a), para pedir ayuda, para sentirse satisfechos(as) de lo que hacen y aprender a ser papá de forma activa.

Usted no es un caso único

Todos los padres, madres y cuidadoras(es) tienen que encontrar la manera de resolver los problemas diarios, como la falta de tiempo, la escasez de dinero o el hecho de que las personas den consejos sin que se los pidan.

“¡Cómo pasa el tiempo! Estoy siempre corriendo y nunca termino lo que tengo que hacer”

“¡Cómo se va el dinero! Nunca me alcanza…”

“¡Estoy tan cansada de que me digan lo que tengo que hacer! Todo el mundo me da su opinión.”

“¡ Y nunca están de acuerdo! ¡Cada uno me dice algo diferente!”.

usted no es un caso

 


Parecería que el tiempo no alcanza cuando se tienen niños y niñas pequeños(as) que cuidar. Los días están muy sobrecargados y llenos de interrupciones. Cuando uno trabaja fuera de casa hay menos tiempo aún.

Aquí hay algunas ideas para ayudarle a sentirse menos apremiado(a) y para darse cuenta de que lo que usted hace es importante.

Las personas son más importantes que las cosas. Abrazar o jugar con un niño o niña es siempre más importante que limpiar la casa.

El orden a veces es más importante que la limpieza. Nadie verá el polvo de los muebles, pero los juguetes tirados por el piso pueden ser peligrosos y molestos. Póngalos en una caja y guárdela en un rincón. Sólo lleva unos minutos. La pieza tendrá un aspecto más ordenado y usted se sentirá mejor.

Organícese lo mejor posible.

-Haga una lista de lo que tiene que hacer cada día.

-Encuentre la manera más fácil y rápida de hacerlo.

-Trate de pensar soluciones para los problemas antes de que éstos ocurran (por ejemplo, cuando un niño o niña está enfermo(a), cuando falta la nana, al ir a un control médico).

-Consiga toda la ayuda que pueda.

-Resuelva lo máximo que pueda por teléfono.

-Pídale a alguna vecina ayuda para comprar.

-Compartan las tareas del hogar: usted y su pareja.

-Compartan las tareas de cuidado de los niños y niñas: usted y su pareja.

La crianza de niños y niñas es responsabilidad del padre y de la madre.

HAY DOS CLASES DE TRABAJOS:

Los que se deben hacer (que son prioritarios):

-Dar de comer a los niños y niñas

-Descansar

-Pagar las cuentas

Los que se podrían hacer (si alcanza el tiempo):

-Limpiar el piso

-Sacudir los muebles

Pregúntese: ”Si no hago este trabajo, ¿pasará algo malo?”. Si la respuesta es sí, entonces ese es un trabajo que se debe hacer.

Use su tiempo en los trabajos que se deben hacer y en divertirse con su familia y amigos(as).

crianza compartida

Enorgullézcase de lo que hace. No se sienta culpable por lo que no pudo hacer.


La mayoría de nosotros tenemos que “hacer estirar” el dinero.

Ideas para economizar:

-Compre ropas, juguetes y muebles de segunda mano: pueden ser tan buenos como los nuevos, siempre que sean seguros y sólidos.

-Intercambie ropas y juguetes con otras familias a medida que los niños y niñas crecen.

-Tome libros y juguetes prestados en las bibliotecas y en los centros comunitarios disponibles en su red comunal.

-Confeccione sus ropas y juguetes.

-Pregunte a un profesional de salud o a una nutricionista cómo alimentarse lo mejor posible con el dinero que tiene.

-Infórmese si los precios están rebajados. Compare precios.

-Hable con amigos(as). Piense en las cosas que pueden hacer juntos para ahorrar dinero.

– Comparta un auto entre varios que viajen en la misma ruta.

– Organice un grupo de juegos para los niños y niñas.

– Intercambie ayuda en el cuidado de los niños y niñas.

– Compre alimentos y cocine en grupo o participe en un programa de cocina comunitaria.

-Organice su presupuesto para tener dinero cada día, hasta que llegue el próximo sueldo.

-Tenga siempre algún dinero ahorrado para imprevistos. Si necesita usarlo, reemplácelo tan pronto como pueda.

el dinero

Busque ayuda y consejos en asuntos de dinero en su red comunal:

-Infórmese sobre los servicios gratuitos de sala cuna y jardín infantil (junji e integra) en su centro de salud o con el encargado comunal de Chile Crece Contigo en su Municipio.

-Infórmese sobre los programas de inserción laboral disponibles en su Municipalidad (dideco)

-Infórmese de los beneficios del Sistema de Protección Social en su municIpio.


La gente pensará exactamente lo que quiera pensar y no hay nada que usted pueda hacer para evitarlo.

Si usted reta a un niño o una niña por tener una pataleta en una tienda, algunas personas pensarán que es una madre o un padre firme y severo(a), otros opinarán que maltrata al niño.

Si usted espera tranquilamente a que su hijo o hija se calme, lo consuela y sigue haciendo sus cosas como si nada, algunas personas pensarán que es una madre o un padre paciente y cariñoso(a). Mientras que otros pensarán que usted es débil y no tiene ninguna autoridad.

lo importante es lo que usted piense

Lo importante es lo que usted piense.

-Haga lo que haga, nunca podrá complacer a todo el mundo.

-Confíe en su buen criterio. Pida consejo a las personas que quiere y en las que tiene confianza. No escuche a las demás.

-Usted no es perfecto.

-Sus hijos e hijas tampoco son perfectos.

-Tampoco lo es la persona que los mira y frunce el ceño en la tienda.


Es muy común que una familia tenga que vivir con sus padres o madres. Puede ser agradable si todo el mundo se lleva bien, pero también puede causar problemas que necesiten una solución.

Puede ser muy duro que le traten como a un niño o niña cuando usted ya tiene sus propios hijos o hijas.

En una casa llena de gente, a veces es difícil encontrar la intimidad y la independencia que se necesita.

hacinamiento

La vida puede ser muy difícil cuando las personas que deben vivir juntas tienen ideas muy diferentes sobre cómo educar a los niños o niñas, cómo gastar el dinero o cómo solucionar los conflictos.

Hablar entre todos sobre la mejor forma de solucionar los problemas puede ser de gran ayuda. A veces se puede necesitar consejería para solucionar las diferencias de opinión.

Pida ayuda a:

-Otros padres o madres en la misma situación.

-Familiares cercanos.

-Un trabajador(a) social o psicólogo de su centro de salud.

-Profesionales de salud.

-Programa de habitabilidad en su Municipio.


Ser madre, padre o cuidador(a) solo(a) no es fácil, pero sucede frecuentemente. Las familias monoparentales están obligadas a hacer las mismas cosas que las demás familias.

Pero hacerlas solo(a) puede ser más difícil. Probablemente, usted, sus hijos e hijas necesiten ayuda y apoyo de diversos tipos.

Ayúdese a sí mismo(a) buscando ayuda.

Encuentre a alguien con quien hablar.

Alguien que le escuche, comprenda sus problemas y le importe lo que le está sucediendo. Esta persona puede ser un amigo(a), un miembro de la familia, una persona anciana o un(a) vecino(a).

También puede dirigirse a un sacerdote o a un pastor, una enfermera de su centro de salud, un trabajador social o un(a) consejero(a). Algunos grupos religiosos pueden ser de ayuda.

familia monoparental

Ayude a sus hijos e hijas:

Responda las preguntas de sus hijos e hijas sobre el padre o madre ausente y acerca de la situación familiar, sin importar cuántas veces se lo pregunten. Conteste con brevedad y sinceridad.

Consuele a sus hijos o hijas y bríndeles todo el tiempo y cariño que necesitan.

Repítales que:

-El hecho de estar separados no es culpa de ellos o ellas

-Los quieren y los querrán siempre.

-Los cuidarán y se ocuparán de ellos y ellas, pase lo que pase.

-Aunque los padres y madres no vivan juntos, igual tienen un papá y una mamá como los demás niños y niñas.

Los niños y niñas necesitan saber a qué atenerse. Aunque los padres y madres ya no vivan juntos, todavía pueden hablar y ponerse de acuerdo sobre las rutinas cotidianas de sus hijos e hijas y las reglas que éstos deben respetar.

No utilice a los niños o niñas para vengarse.

-Si usted tiene la custodia de los niños o niñas, no trate de impedir que el padre o la madre los vea porque estén disgustados.

-Si tiene derecho de visita, dedique ese tiempo con sus hijos e hijas para charlar, jugar y hacer cosas juntos.

-Trate de evitar hablar mal del padre o madre o de “comprar” el amor de los niños o niñas con juguetes o dulces. Lo que los chicos quieren más que nada, es pasar este tiempo con usted.

Los modelos para sus hijos e hijas.

Cuando los niños no ven mucho al padre o las niñas no ven tan a menudo a las madres, necesitan un adulto de su mismo sexo que les sirva de modelo y de quien puedan aprender diversas cosas. Algún profesor, los abuelos, las tías, los tíos u otros miembros de la familia pueden ayudarle en ese aspecto.

Los niños y niñas pueden desarrollarse y ser felices en una familia monoparental tan bien como en una familia con ambos padres.

 


Tarde o temprano, la mayoría de los padres y madres solos(as) encuentran a alguien y querrán formar una nueva pareja.

Muchos padres y madres solos(as) tienen más de una relación seria. Los niños o niñas pueden encariñarse con la persona amiga(o) de su padre o de su madre, si pasan a formar parte de sus vidas.

El término de una relación es una situación difícil tanto para los adultos como para los niños y niñas. El tener en cuenta los sentimientos de los niños y niñas, le ayudará a llevar paso a paso una nueva relación.

-Haga que sus hijos e hijas conozcan poco a poco a su nueva pareja. Al principio, es mejor que se vean en un lugar que no sea la casa. Si la relación llega a ser estable, podrá lentamente integrar a su nueva pareja a la vida de familia.

nueva pareja

-Dedique mucho tiempo a sus hijos e hijas cuando empiece una nueva relación. Los niños y niñas pueden sentirse muy celosos(as) y frustrados(as) si piensan que usted le da más importancia a esta nueva persona que a ellos. Sus hijos e hijas necesitan saber que siempre los querrá

-Cuando salga, lleve consigo a los niños o niñas de vez en cuando. Pueden ir al cine, a caminar, a la playa. Los niños y niñas formarán parte de toda relación duradera que tenga. Es importante que su pareja y sus hijos o hijas dispongan de tiempo para conocerse.

Para sentirse seguros(as), protegidos(as) y amados(as), los niños y niñas necesitan tener en su vida personas con quienes puedan contar. Necesitan una relación de cariño e intimidad con el padre o la madre que comparte su vida. Pero también es muy necesario que tengan una buena relación con el padre o la madre que no vive con ellos. De este modo, será más fácil para ellos y ellas sentirse seguros(as) y aceptar a nuevas personas en la vida familiar.

 


No es raro que un padre o madre solo(a) confirme que la persona con quien tiene más cosas en común sea un padre o madre en las mismas condiciones. Cuando esa amistad lleva a una unión de hecho o al matrimonio, se forman familias de diversos tipos:

-Padres y madres con hijos o hijas de su nueva pareja

-Niños o niñas con la nueva pareja de su padre o madre y con los hijos o hijas de esa persona.

-Abuelos y otros familiares con las nuevas parejas y los nuevos niños o niñas.

Todas esas personas tienen necesidades y sentimientos que deben armonizarse para formar un nuevo grupo familiar. Es importante saber que esto es un proceso lento, que a veces se logra y a veces se dificulta, en especial cuando hay niños y niñas de matrimonios anteriores por ambas partes.

Se requiere tiempo y esfuerzo para que los niños y niñas se sientan seguros(as), protegidos(as) y amados(as) en una nueva familia.

No se cree muchas expectativas antes de tiempo.

Puede llevar mucho tiempo para que los miembros de una nueva familia se acostumbren unos a otros y aprendan a tenerse confianza. No espere que todos se encariñen de inmediato. Sabemos que hacer nuevos amigos lleva tiempo. Por lo tanto, también toma su tiempo constituir una familia.

Es importante comprender que un padrastro o una madrastra no pueden reemplazar al padre o madre natural. A menudo, los niños o niñas que tienen un vínculo muy estrecho con el padre o la madre que no vive con ellos tienen la sensación de falta de lealtad si aceptan a la nueva persona. Por esa razón, ¡pueden llegar a hacerle la vida imposible!

Tenga paciencia y deje que el tiempo haga lo suyo.

familia ensamblada

Ayude a sus hijos e hijas a expresar sus sentimientos.

Formar una nueva familia puede significar muchos cambios para los niños y niñas. Mudarse de casa. Vivir con personas nuevas. Adoptar nuevas costumbres en la vida cotidiana. Aceptar que un extraño les diga lo que tienen que hacer. Posiblemente, compartir el dormitorio y los juguetes con otros niños o niñas.

¡Eso es mucho! Ayude a sus hijos e hijas a expresar lo que sienten. Escuche lo que tengan que decirle. Ayúdelos a sentirse a gusto en una nueva familia.


El estrés es la manera en que nuestro cuerpo reacciona a la sensación de que la vida está fuera de control.

Cada persona reacciona al estrés de manera diferente. A algunos les vienen erupciones en la piel, dolores de cabeza o de espalda. Otros se sienten cansados(as), enojados(as), malhumorados(as), deprimidos(as), nerviosos(as) o culpables.

el estrés

Cualquier cambio en la vida puede producir estrés: un casamiento, el nacimiento de un hijo o hija, un nuevo empleo, una enfermedad, una separación, la pérdida de un empleo o tener un hijo o hija cuando se es muy joven.

Su situación puede ser estresante también.

La soledad y el aislamiento, el exceso de trabajo, la escasez de dinero, los problemas con los niños y niñas.

A veces, los padres, madres y cuidadoras(es) se sienten sobrecargados(as).


Todo el mundo tiene un poco de estrés en su vida. No se le puede evitar, pero hay cosas que se pueden hacer para manejarlo mejor.

Es necesario tomarse las cosas con calma, relajarse.

Tómese una taza de té o café cómodamente en un sillón.

-Duerma la siesta al mismo tiempo que los niños y niñas.

No guarde dentro de sí misma(o) sus pensamientos ni sus emociones.

-Encuentre alguien con quien hablar. Una persona que lo escuche con atención le ayudará a ver más claro en sus problemas. Trate de hablar con su pareja o con alguien de la familia.

-Si está enojado(a) o deprimido(a), haga algo activo. Por ejemplo, salga a caminar, lave los pisos, dé puñetazos a una almohada.

Trate de comprender lo que le está sucediendo.

Si ha habido un cambio en su vida, como el nacimiento de un niño o niña o una separación, quizá descubra que tiene pocas cosas en común con sus viejos amigos(as). Encontrar gente que comprenda y comparta sus problemas puede servir de gran ayuda.

Cuídese.

-Coma bien.

-Sea activo(a).

-Evite el consumo de alcohol y el tabaco. Cambie lo que usted pueda.

-Comparta las tareas con su pareja.

-Salga y haga algo que le guste.

-Practique un deporte.

-Tome un curso de algo que le guste.

-Organice un grupo de esparcimiento o ingrese en algún grupo ya formado.

Pida ayuda para manejar las cosas que no puede cambiar solo(a).

-Hable con sus familiares, amigos(as), vecinos(as).

-Diríjase a los servicios comunitarios, grupos de ayuda como Alcohólicos Anónimos, centros de atención para familias disponibles en su red comunal.

-Contacte a un profesional de su centro de salud.

-Llame a fonoinfancia para consultas urgentes sobre crianza: 800 200 818

 

 

Hay momentos en que todo padre, madre y cuidador(a) necesitan ayuda.


La rabia es una de las maneras de reaccionar ante el estrés. Cuando se tiene la sensación de que la vida se torna demasiado dura, muchas personas se enojan.

Usted está cansada(o). Le duele la cabeza. Le preocupa no saber de dónde va a sacar el dinero para el arriendo. Está tratando de preparar la cena y su hija de 2 años empieza a gritar porque el hermanito de 4 años le pegó. Es lo que faltaba para colmar su paciencia. Le ha dicho mil veces que no le haga daño a la hermanita. Usted aprieta los puños y siente que todo su cuerpo se tensa. Está casi a punto de explotar.

Todo el mundo se enoja de vez en cuando. Recuerde que la rabia es una emoción.

No se puede evitar lo que siente. Sin embargo, usted puede manejar lo que hace con lo que siente. La rabia no es nunca una excusa para hacerle daño a alguien.

la rabia

La verdadera causa de la rabia puede no ser precisamente el hecho que la gatilló. El hermanito mayor que le pega a la pequeña quizá sea sólo la gota que rebalsó el vaso, una excusa para expresar el enojo que usted ya estaba acumulando.


A corto plazo: encuentre modos de calmarse  cuando se enoje.

-Deténgase. Respire profundamente. Exhale. Otra vez inspire y luego exhale lentamente. Repítalo varias veces.

-Cuente hasta 10, lentamente. Vuelva nuevamente a contar hasta 10, lentamente.

-Encontrará ideas para autocontrolarse en C32 (página 49 del libro Padres, madres y cuidadores).

A largo plazo: encuentre modos de controlar la rabia antes de dejarse llevar por ella.

-Piense en las cosas que le enojan. Cuando sepa cuáles son, las vera venir y las podrá evitar o bien imaginará otras maneras de manejarlas. Por ejemplo, si se enoja cuando los chicos hacen travesuras mientras usted prepara la cena, trate de jugar unos minutos con ellos antes de empezar a cocinar.

-Trate de descubrir las verdaderas causas de su enojo. No se puede resolver un problema sin saber en qué consiste. Eso no es fácil y tal vez necesite conversar de ello con un profesional o alguien que tenga experiencia en ayudar a personas a controlar la rabia.

-Encuentre modos de reducir el estrés en su vida. Encontrará algunas ideas en C12 y C13 (página 26 y 27) del libro Padres, madres y cuidadores.

¿Y SI ESTO NO DA RESULTADO?

Si se dejó llevar por la rabia y agredió a un hijo, hija o a su pareja, dígale que lo lamenta. Dígales que estuvo mal la forma como reacciono y que lo siente. Cuando usted vuelva a la calma, siéntese juntos y traten de buscar maneras de evitar que esto vuelva a suceder.

Si le cuesta mucho dominar la rabia, si se enoja con demasiada frecuencia o si tiene miedo de hacerle daño a su hijo o hija, pida ayuda.

Recurra a:

-Un servicio de ayuda telefónica como FONOINFANCIA: 800 200 818. Para consultas sobre temas de desarrollo infantil y crianza

-Un profesional de su centro de salud, a un centro de servicios para la familia de su red local

-Consulte las primeras páginas de la guía telefónica para localizar los números de urgencia

-Por último, en casos de sentirse muy sobrepasada(o) por la rabia, recurra a alguna vecina de confianza

-En casos de urgencia llame a FONOFAMILIA: 149, un servicio de Carabineros de Chile, especializado  en problemas de familia y protección infantil.


Es normal sentirse triste, solo(a) o deprimido(a) cuando suceden crisis, cosas tristes o desgracias. Cuando se extraña a personas que usted quiere, cuando se pierde algo –un amigo, un empleo, una pareja– o cuando un ser querido se enferma o fallece. ¡Cómo no va a sentirse triste!

Para sobrellevar la tristeza o evitar que empeore, puede poner en práctica los consejos sobre el modo de reservar tiempo para uno mismo C2 (página 9), aumentar la autoestima C3 (página 10 y 11) y enfrentar el estrés C12 y C13 (página 26 y 26) del libro Padres, madres y cuidadores. Asimismo, puede seguir los siguientes consejos:

-Trate de descubrir qué es lo que lo pone triste. Examine su vida y vea qué es lo que causa o se relaciona con esos sentimientos de tristeza y desánimo.

-Si identifica la causa, trate de eliminarla. No siempre podrá lograrlo en un primer intento, pero todo lo que haga en ese sentido lo acercará a su objetivo. Felicítese por cada paso que dé en esa dirección

-Examine su forma de pensar. Algunas personas son muy duras consigo mismas. Es lógico sentirse mal si usted cree que la menor cosa que les ocurra a sus hijos o hijas es culpa suya. Más aún, si usted no se reconoce por lo bueno que le sucede o por las cosas que hace bien. Trate de reconocer más lo que hace bien y hacerse menos reproches.

-Oblíguese a hacer algo divertido. Quizás no tenga ganas, pero la risa ayuda a sentirse mejor. Vea una película cómica. Lea historietas entretenidas. Mire dibujos animados o programas divertidos en la televisión.

Con el amor y el apoyo de las personas que queremos, la mayoría de nosotros podemos superar los sentimientos de tristeza y sentirnos mejor.


Sin embargo, puede suceder que, a pesar de sus esfuerzos, usted continúe sintiéndose desalentado(a) y triste. Ya no hay nada que le interese. Estas emociones pueden ser signo de una depresión.

PIDA AYUDA PROFESIONAL:

-Si nada parece poder levantarle el ánimo.

-Si se siente triste, culpable e inútil, casi todos los días durante más de 2 semanas.

-Si se siente demasiado cansado(a) y triste para preocuparse de nada, de su apariencia personal, de lo que hace o lo que come.

-Si parece incapaz de concentrarse en algo o pensar con claridad.

-Si le cuesta vivir normalmente la vida cotidiana, no puede dormir, no tiene ganas de levantarse por la mañana ni de vestirse ni de salir.

-Si nota que se aleja de las personas que le importan.

-Si se sorprende pensando en la muerte o el suicidio.

-Si piensa que usted no va a poder cuidar bien de su bebé.

Depresion

 

La depresión puede tratarse con psicoterapia y medicamentos; no desaparece por sí sola. Si está deprimido(a), es importante para usted y para sus hijos e hijas, que consiga la ayuda que necesita



¿Sabías que?

En la crianza todos y todas necesitamos apoyo. Pregunte en su centro de salud por el próximo taller Nadie es Perfecto y no pierda la oportunidad de participar y resolver sus dudas sobre crianza.

¿Tienes dudas sobre esta información?

Consúltanos

También te puede interesar

Temas y RecomendacionesEl maltrato infantil

Ver tema

Qué ofrece Chile Crece ContigoTalleres Nadie es Perfecto

Ver tema

Preguntas Frecuentas¿Cómo acceder a los talleres Nadie es Perfecto?

Ver tema

VideosManejo Respetuoso del Llanto

Manejo Respetuoso del Llanto

AudioLos desafíos, dificultades y alegrías de la maternidad

Columna del ExpertoMirando la homoparentalidad y la lesbomaternidad desde la crianza

Ver tema

Actividades para CompartirEl árbol florecido

Descargar

Material para Equipos Chile Crece ContigoDíptico de Chile Crece Contigo

Descargar