Gobierno de Chile

Chile Crece Contigo

Temas y recomendaciones por etapa del desarrollo

http://www.crececontigo.gob.cl/wp-content/uploads/2015/08/Meitai-033-web.png

Porteo y uso del portabebé

La cercanía de los niños/as con sus padres es fundamental y el porteo es una excelente forma de brindar la seguridad y los estímulos que enriquecen el desarrollo neurobiológico de tu guagua, ya que todos sus sentidos se activan cuando la cargas en brazos.

Las guaguas que son porteadas:

  • Lloran menos ya que se sienten acompañadas y contenidas.
  • Suelen tener menos cólicos ya que el contacto físico y el movimiento ayudan a prevenirlos.
  • Pueden dormir e incluso mamar cómodamente en el portabebé.

 

¿Desde qué edad se puede usar el Mei Tai?:
Desde que la guagua cumpla el mes de vida y pese 4 kg.

Al portear a tu guagua le permites sentir el movimiento y el contacto físico, ayudándola a desarrollar la vista, el olfato, el tacto y la audición. También le das confianza, porque sesiente acompañada, disminuyendo la posibilidad de llorar, ya que se siente contenida, fortaleciendo una base emocional segura y estable que la beneficia en su independencia posterior.

El sistema de porteo es tan cómodo que las guaguas incluso pueden dormir y ser amamantados/as con tranquilidad mientras el adulto hace sus actividades.
Asimismo, los portabebés son muy útiles cuando necesitas salir con tu guagua y utilizar transporte público, subir escaleras o simplemente necesitas hacer cosas en la casa y tu guagua no quiere estar sola.

Dentro del set de implementos del  que entrega Chile Crece Contigo se incluye un práctico portabebé tipo Mei Tai.

Es un sistema muy seguro y cómodo para cargar a tu guagua hasta los 3 años aproximadamente. Se puede utilizar en múltiples posiciones (al frente, a la cadera y en la espalda del adulto), ajustándose a las necesidades y comodidad tuya y de tu guagua.

Está hecho de material resistente y lavable. Considerando la frecuencia del uso que le des, recomendamos verificar periódicamente si la tela y costuras se encuentran en buen estado .

Técnica de Amarre Adelante

1. Ponte la banda inferior a la altura de tu cintura con el diseño estampado hacia afuera. Cuando crezca la guagua debe quedar a la cadera.

 

 

 

 

2. Cierra en tu espalda ambas bandas encajando el broche hasta que haga “click”, y ajusta el ancho hasta que te quede cómodo y firme. El resto de cinta que sobre la puedes enrollar en el elástico.

 

 

 

 

3. Toma a tu guagua bien apegada a ti y bien arriba para que su cabeza quede muy cerca de tu cara.

 

 

 

 

4. Sin soltar a tu guagua sube el respaldo del portabebé y pasa ambas bandas superiores por cada hombro tuyo hacia atrás.

 

 

 

 

5. Sin soltar a tu guagua toma ambas bandas muy firmes con una mano atrás.

 

 

 

 

6. Sin soltar a tu guagua cruza las bandas en tu espalda y pásalas hacia adelante.

 

 

 

 

 

7. Sin soltar tu guagua pasa cada banda cruzándolas sobre la espalda de tu guagua.

 

 

 

 

 

8. Pásalas hacia atrás. Si la guagua tiene un tamaño en que salen sus pies o piernas hacia el lado, la banda debe pasar por debajo de éstas.

 

 

 

 

 

9. Amarra las bandas atrás con un nudo firme. Antes de amarrar, tira bien las bandas para que tu guagua quede muy pegada a tu cuerpo.

 

 

 

 

 

10. Estira a todo su ancho las bandas sobre la espalda de tu guagua. Primero la que va debajo y después la que va arriba.

 

 

 

 

 

11. Estira a todo su ancho las bandas en tus hombros para tu mayor comodidad. El acolchado debe quedar en tu hombro.

 

 

 

 

 

12. ¡Listo para llevar!

 

 

 

 

Ajusta los pasadores de los lados para que quede más cerrada la espalda. Ajusta también el pasador de la cabeza para que quede más cómodo el borde superior.

 

 

 

 

 

Capucha estirada

 

 

 

 

 

Capucha enrollada primer botón

 

 

 

 

 

Capucha elasticada en último botón

 

 

 

 

La capucha sirve para proteger la cabeza de tu guagua (del sol, del frío, del viento); o para sostenerla cuando es más grande y duerme. Se puede llevar colgando sin uso, o bien enrollada y elasticada al primer botón o a los botones que están más arriba.

LEE ATENTAMENTE LAS INSTRUCCIONES sobre el uso correcto, peso y la edad apropiada. Tú eres responsable de la seguridad de tu hijo/a mientras está en el portabebé.

¿Desde cuándo se puede usar el Mei Tai? Desde que la guagua cumple el mes de vida y pese al menos 4 kilos. Durante los primeros meses se recomienda llevarlo en postura adelante, mirando hacia el adulto.

 

¿Hasta cuándo se puede usar el Mei Tai? Hasta que el niño(a) pese más de 15 kilos o ya sea incómodo para el niño(a) o el adulto.

 

LLEVAR A TU GUAGUA DEBE SER CÓMODO. Si te duele la espalda es posible que no lo estés usando correctamente, puede estar demasiado suelto o apretado, o el tejido torcido.

 

ASEGÚRATE DE QUE TU GUAGUA PUEDA RESPIRAR EN TODO MOMENTO, no dejes que el mentón le toque el torso. La nariz debe estar siempre despejada.

 

NO SALTES, corras o hagas cualquier otra actividad que someta a tu guagua a movimientos bruscos de temblor o de rebote.

 

NO USES EL PORTABEBÉ CUANDO VIAJEN EN AUTOMÓVIL O MIENTRAS CONDUCES UNA BICICLETA, para ello existen sillas especiales.

 

PROTEGE A TU GUAGUA DE LOS EFECTOS DE LA RADIACIÓN SOLAR. Recuerda siempre aplicar un protector solar recomendado para su edad.

Si tu guagua queda bien posicionada en el portabebé notarás que su columna se encuentra curvada y bien apoyada, las caderas y las rodillas dobladas en más de 90° y las piernas abiertas (posición de ranita).

-La guagua siempre debe estar como una “ranita”, tanto si la llevas adelante, al costado o cadera, o en la espalda.F-23 correcta posicion de la guagua

-Rodillas dobladas en 90° (en línea con su potito).

-Espalda curvada, en forma de C.

-Sostén: hasta la cabeza para el recién nacido y primeros  meses. Si tu guagua ya se sienta sola puedes dejar sus brazos fuera y que quede el portabebé hasta sus axilas.

-Tu guagua no debe estar enrrollada de tal manera que el mentón toque su pecho, y en guaguas pequeñas que aún no tienen buen control de cabeza, el portabebé debe entregar el apoyo completo a ésta.

No uses ningún tipo de portabebé con tu guagua mirando hacia el frente. Esta posición es anatómicportabebeamente inadecuada para la espalda y piernas de tu hijo o hija, le sobre estimula y dificulta su descanso. Los niños y niñas necesitan ver el rostro del papá o la mamá para orientarse y calmarse.

 

Adelante: Esta posición se recomienda para los primeros meses y para evitar/calmar cólicos.

 

 

 

 

 

 

 

Cadera: Brinda una excelente visión de lo que pasa a su alrededor a la vez que puede refugiarse en tu pecho si el estímulo es excesivo. El peso se reparte entre el hombro y cadera sin sobrecargar la espalda.

 

 

 

 

 

 

 

Espalda: Ideal para cuando haces labores de la casa que requieren tus manos libres. Es posible usarla desde los primeros meses, pero se recomienda su uso una vez que tu guagua ya comience a sentarse y ya controles con seguridad las otras posturas del portabebé

 

Las guagüitas después de haber pasado nueve meses  junto a su mamá durante el embarazo, necesitan de ese contacto físico desde el momento de nacer, sentirse cerca del pecho de su padre, madre o cuidador principal.  La cercanía de los niños/as con sus padres es fundamental en esta etapa, sin embargo  algunas creencias y mitos  han dificultado la promoción de la práctica del porteo en esta etapa

Mito 1: Voy a malcriar a mi hijo teniéndolo todo el tiempo en brazos

Realidad: El porteo no favorece “hijos malcriados” o “cobardes”, sino que  ayuda a que los niños crezcan más confiados y seguros . Al portear a tu guagua le permites sentir el movimiento y el contacto físico, ayudándole a  desarrollar la vista, el olfato, el tacto y la audición.  También le das confianza, porque se siente  acompañada, disminuyendo la necesidad de  llorar, ya que se siente contenida, fortaleciendo una base emocional segura y estable que le beneficiará en su  independencia posterio

Mito 2:  Los portabebés son peligrosos

Realidad: El portabebé es un método seguro en  la medida que el mentón del bebé no le toque el torso y la nariz siempre esté despejada, de tal manera que la guagua pueda respirar en todo momento. Lee atentamente las instrucciones del portabebé sobre el uso correcto, peso y la edad apropiada. Tú eres responsable de la seguridad de tu hijo/a mientras está en el portabebé.  No es recomendable un portabebé que  permite a la guagua deslizarse  ni tampoco es recomendable la posición cuna.

Mito 3: Los nudos son complicados de aprender

Realidad: Como otros aspectos de la maternidad, es posible aprender a hacer los nudos y con la práctica te volverás un (a) experto(a).  Te recomendamos revisar nuestros videos educativos sobre el uso del Mei Tai

Mito 4: Portear a mi guagua es incómodo y me daña la espalda

Realidad: Haz la prueba y verás que es justo lo contrario. El portabebé es más que un medio de transporte, es un método de crianza que fomenta el desarrollo de tu guagua y a ti te puede ayudar a continuar con tus tareas diarias sin dejar de atenderle

Si te duele la espalda es posible que no lo estés usando correctamente, puede estar demasiado suelto, muy apretado, o el tejido torcido. Si se portea con un portabebé ergonómico de forma segura, el porteo será cómodo, agradable y feliz, sin dañar la espalda de quien carga, pues el peso de la guagua queda acoplado a su centro de gravedad y bien repartido entre la espalda, hombros, cintura.

A medida que vaya creciendo puedes utilizar el portabebé en amarre lateral o de espalda ya que tu guagua disfrutará también de poder mirar y conocer el mundo que la rodea

Para conocer cómo aprender otros portabebés, puedes leer los siguientes instructivos:

 

¿Sabías que?

El Mei Tai es un portabebé tradicional de origen asiático, donde lo usan desde tiempo inmemorial. Su nombre viene de Me (“llevar sobre los hombros”) y Daai (“cinturón, banda”). Para las culturas del suroeste de China tiene un significado de honor y de amor. Suele confeccionarlo la abuela materna, quien lo regala al primer mes de vida. La madre borda bonitos motivos para expresar sus mejores deseos para su hijo o hija