Desarrollo y Estimulación

Desarrollo y Estimulación Desarrollo y Estimulación

Durante el primer año de vida, tu guagua crecerá y se desarrollará a un ritmo sorprendente. Su peso se duplicará para el quinto y sexto mes, y se triplicará para el primer año. Tu bebé está aprendiendo constantemente.

Recuerda que todas las guaguas son distintas y se desarrollarán a su propio ritmo, pese a que la mayoría alcanza ciertos hitos a edades similares. Conocer estos hitos te servirá de guía para estimularlo o estimularla adecuadamente.

Sabías que…

Durante el primer año de vida el cerebro triplica aproximadamente su tamaño, pasando de conformar de un cuarto hasta casi tres cuartos de su peso adulto.

El tiempo que la familia le dedica al niño o niña y la forma en que interactúan, influye directamente en su desarrollo y bienestar.

Es muy importante que todos en la familia participen de su cuidado y le entreguen mucho cariño.

abuelosynietos (4)

Cariños

Es importante darle atención y cariño mientras alimentas, mudas y llevas en brazos a tu hijo o hija, ya que le transmitirás seguridad.

El contacto piel a piel es una buena forma de estimulación.

Distintas posiciones

Es bueno cambiar a la guagua de lugar y de posición.

Interacción

Para estimular al niño o niña, háblale suavemente, sonríe, acarícialo, tómalo en brazos, cántale y ponle música suave. Transmítale amor y calma en un ambiente tranquilo.

Los reflejos

Un reflejo es una respuesta innata, generalizada y automática a una forma específica de estímulo.

La mayoría de los reflejos desaparecen durante los primeros meses de vida, indicando un aumento gradual en el control voluntario de los movimientos.

Estas respuestas reflejas cumplen un papel muy importante en el desarrollo de una persona, permitiendo el aprendizaje de acciones más complejas.

En la tabla siguiente se describen algunos de los principales reflejos de la guagua:

REFLEJO RESPUESTA DE LA GUAGUA DURACIÓN
Búsqueda Vuelve la cabeza hacia el pezón o al dedo de la madre. Hasta los 3-4 meses de edad
Succión Succiona rítmicamente despierto; y hasta los siete meses cuando está dormido. Hasta los 4 meses de edad
Marcha Hace movimientos de caminata cuando se le pone de pie. Hasta los 2-3 meses de edad
Moro Estira sus piernas y brazos hacia fuera y arquea la espalda. Hasta los 2-4 meses de edad
Prensión palmar Agarra un dedo si toca la palma de su mano. Hasta los 2-3 meses de edad
Prensión plantar Enrolla el pulgar del pie por debajo. Hasta los 3-4 meses de edad
Babinski Enrolla el dedo gordo del pie y extiende el resto de los deditos como abanico. Usualmente, hasta los 12 meses de edad

Cómo estimular

Mediante el juego nosotros podemos estimular la exploración del medio y el desarrollo de nuevas habilidades.

Descubrir y conocer es el primer paso para la formación de la inteligencia.papa jugando con guagua

Consideraciones generales para estimular a tu guagua

La guagua conoce el mundo que le rodea a través de los sentidos. Jugar con distintas sensaciones (auditivas, visuales, táctiles, olfativas, gustativas, vestibulares y propioceptivas)  como olores, colores, formas, texturas o sabores, activa distintas conexiones neuronales  entregando información para el desarrollo sensorial, emocional, social, cognitivo y de la imaginación.

No olvides que las guaguas también necesitan tiempo para descansar, evita la sobreestimulación.

Utiliza juguetes seguros, con superficies de distintos colores y texturas. Recuerda que es natural y sano que una guagua lleve las cosas a la boca. Entrégale objetos que pueda morder y chupar.

Utiliza juguetes musicales y sonajeros, estimulando a la guagua para que busque de dónde provienen los sonidos.

Juega frente a espejos para que el niño/a pueda verse. No requieres de grandes cosas para jugar con tu guagua, aprovecha objetos seguros que tengas en casa, como vasos plásticos de colores; cajas; botellitas plásticas con aguas de colores (bien selladas), etc.

Aunque tu hijo o hija no comprenda el significado de las palabras, es importante que le hables y cantes, mencionando las cosas a su alrededor y las partes de su cuerpo.

Jugar con la guagua es una de las mejores formas de ayudarla a desarrollarse como una persona segura y capaz de establecer buenas relaciones con los demás. Entrega siempre mucho afecto: acaríciala, sonríele, mírala a los ojos, abrázala, hazle cosquillas, apláudela, etc.

Desde el primer mes

Flexiona y estira los brazos de tu hijo/a suavemente, realizando delicados movimientos circulares hacia arriba y hacia los lados. Toma sus piernas y realiza suaves masajes. Recuerda reír y hablar a tu guagua mientras lo hace. Estos ejercicios fortalecen los músculos de las extremidades.

Acuesta al niño o niña en distintas posiciones: de espaldas, de boca y de lado, de esta manera él o ella aprenderán diferentes habilidades. Es natural que la guagua rechace estar mucho tiempo boca abajo ya que esta posición bloquea sus brazos y dificulta sus movimientos; sin embargo, estar a ratitos durante el día en esta posición le ayuda a aprender a controlar su cuello y desarrollar fuerza en sus extremidades.

Dale masajes a la guagua. Existen diferentes técnicas de masajes para bebés; sin embargo, con algunas recomendaciones básicas puedes darle un rico y estimulante masaje a tu hijo o hija.

Descargar documento: masaje para guaguas
PDF 38 KB

Balancea suavemente a la guagua sobre una pelota grande o en una manta como haciendo una hamaca, esta estimulación ayudará a tu hijo o hija a tener mejor tolerancia al movimiento y desarrollar equilibrio.

Entrega objetos como cascabeles o juguetes para que la guagua los tome, lance y explore.

Cuando tengas a la guagua en brazos, acércala a distintos lugares y objetos para que los toque.

Desde el sexto mes

Pon a la guagua de guatita y con algún objeto que le sea atractivo al frente. Empuja suavemente sus pies para estimular que se arrastre. Ya es tiempo de preparar al bebé para el gateo. Poco a poco el niño/a aprenderá a impulsarse con sus rodillas y antebrazos, primero arrastrándose y luego gateando.

Ayúdale a sentarse colocando una barrita (como un palo de escoba corto) para que el niño/a se afirme.

Desde el séptimo/octavo mes

Coloca al niño/a cerca de las barandas de su cuna y muéstrale un juguete por encima para que intente alcanzarlo.

Desde los diez meses

Estimula al niño/a a que se ponga de pie apoyado de muebles. Entrégale cajas y envases limpios y seguros de distintas formas y tamaños para que aprenda a abrirlos y cerrarlos.
Estimúlalo a que se atreva a dar pasos independientemente.


Entrégale juguetes y objetos pequeños
, para ejercitar la motricidad fina y el desarrollo de la pinza del dedo pulgar e índice. Observa siempre cuando juegue con objetos pequeños ya que puede llevarse estos a la boca y sufrir algún accidente.

Ver recomendaciones de actividades para estimular a tu guagua:

Descargar documento: El baño
PDF 1 MB
Descargar documento: La Muda
PDF 1 MB
Descargar documento: El Juego
PDF 2 MB
Descargar documento: La Alimentación
PDF 1 MB

Hitos del desarrollo durante el primer año de edad*

* Información adaptada del libro Desarrollo Integral en la Infancia: una Prioridad para la Salud, Manual para Profesionales de la Salud (Landers, C.; Mercer, R.; Molina, H.; Eming Young, M.) 2006.

Esta es sólo una guía respecto de cómo se desarrollará la guagua.

Todos los niños y niñas son distintos y a veces avanzan un poco más lento o más rápido en el aprendizaje de nuevas habilidades.

Si tienes dudas respecto del desarrollo de tu hijo, consúltalas en el próximo control de salud.

Recuerda que tú eres quien mejor conoce a tu guagua.

Si tu guagua fue prematura, debes corregir la edad de desarrollo para utilizar esta guía de la siguiente manera…

Debes esperar que tu guagua cumpla los hitos que corresponden a la edad que tendría de haber nacido en la fecha esperada de nacimiento y no en el día en que efectivamente nació.

Por ejemplo…

Si la guagua nació a los 7 meses de gestación, cuando tenga 4 meses de nacida, en realidad tiene 2 meses de desarrollo.

Hacia el final del primer mes, la mayoría de las guaguas…

  • Efectúan movimientos con los brazos en sacudidas.
  • Se llevan las manos hacia la boca y los ojos.
  • Mueven la cabeza de lado a lado cuando están acostado sobre el abdomen.
  • La cabeza sin apoyo se cae hacia atrás.
  • Mantienen los puños cerrados fuertemente.
  • Mueven la cabeza de un lado a otro mientras están estirados boca abajo.
  • Prefieren el rostro de sus seres queridos a cualquier otro objeto.
  • Reconocen algunos sonidos, incluyendo las voces de los padres.
  • Se sobresaltarán ante ruidos fuertes.
  • Enfocan a 20 cm. de distancia.
  • Prefieren los contrastes blanco y negro y las caras humanas.
  • Reconocen sonidos y pueden voltearse hacia sonidos y voces familiares.

Hacia el final del tercer mes, la mayoría de las guaguas

  • Levantan la cabeza y el pecho cuando están acostadas sobre el estómago.
  • Mantienen la parte posterior de su cuerpo con sus brazos cuando descansan sobre su abdomen.
  • Estiran las piernas y patalean cuando están recostadas.
  • Cierran y abren sus manos.
  • Empujan los pies hacia abajo cuando están sobre una superficie firme.
  • Se llevan la mano a la boca.
  • Toman objetos con las dos manos.

Hacia el final del séptimo mes, la mayoría de las guaguas

  • Giran en ambos sentidos (pasan de acostado sobre su abdomen a de espaldas y viceversa).
  • Se sientan sin apoyo de sus manos.
  • Alcanzan objetos con las manos.
  • Transfieren objetos de una mano a la otra.

Hacia el final del primer año, la mayoría de las guaguas

  • Se sientan sin ayuda.
  • Se arrastran sobre su abdomen.
  • Se cambian de posición sentado a gateo.
  • Empujan con las piernas para levantarse.
  • Caminan afirmadas de muebles.
  • Se ponen de pie por momentos sin ningún apoyo.
  • Pueden dar dos o tres pasos sin apoyo.

Tablas de crecimiento

Peso_por_edad_Ninos_0_a_24_mesesPeso_por_ edad_Ninas_0_a_24_mesesEstatura_por_edad_Ninos_0_a_24_mesesEstatura_por_edad_Ninas_0_a_24_meses

Cuándo preocuparse de un posible atraso en el desarrollo

Tú eres quien mejor conoce a tu hijo o hija, por tanto, si sospechas que tu guagua esta desarrollándose con mayor dificultad, consúltalo con el pediatra.

Muchas veces sólo se necesita de la estimulación correcta para que el niño/a alcance los objetivos de desarrollo esperados para su edad.

Consulta al pediatra si el niño o niña presenta alguno de los siguientes signos (recuerda que si tu hijo o hija nació prematuro, debes corregir la edad de desarrollo:

  • Uno o dos ojos miran persistentemente hacia adentro o hacia fuera (“se le va un ojito”).
  • Tiene dificultad para llevar objetos a su boca.
  • No gira su cuerpo en ningún sentido hacia el quinto mes de vida.
  • No sonríe espontáneamente hacia el quinto mes de vida.
  • No sonríe ni hace sonidos al sexto mes.
  • No alcanza objetos de manera activa para el sexto o séptimo mes.
  • No balbucea para el octavo mes.
  • Arrastra un lado de su cuerpo mientras gatea (durante más de un mes).
  • Camina asimétricamente, incluyendo el movimiento de sus brazos.
  • Camina sobre los dedos del pie.
  • Durante el último tiempo, usted nota que está haciendo las actividades con mayor dificultad, coordinación o resistencia.
  • Se cae frecuentemente hacia adelante.

Otros links asociados a este tema:

Compartir:
  • Print
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • PDF
  • RSS
  • Twitter