Importancia del cuidado de la salud durante la gestación

Importancia del cuidado de la salud durante la gestación Importancia del cuidado de la salud durante la gestación

La gestación es una etapa llena de cambios para la madre como para el entorno familiar y puede vivirse en conjunto, convirtiéndose en una gran oportunidad para compartir y crecer. Puede vivirse como una experiencia conciente, responsable y plena; es un periodo de enriquecimiento y muy gratificante.

No olvides que los niños y niñas perciben su entorno desde el útero, y para brindarle bienestar desde el principio, es importante conocer los cuidados necesarios durante la gestación.

La idea es que esta etapa puedas vivirla como una gran experiencia para sentirte bien, saludable y feliz a la espera del hijo o hija que se está desarrollando.

En esta etapa es fundamental cuidar la salud de la madre y del niño o niña que va a nacer. Para eso la familia puede contribuir propiciando un entorno saludable.

Es una gran oportunidad para aprender cómo llevar una vida activa y sana, lo que te hará bien a ti y a tu hijo o hija.

A continuación encontrarás algunas recomendaciones y consejos prácticos para cuidar al máximo la salud.

Controles de salud

Es indispensable asistir a los controles prenatales en el centro de salud (consultorio) más cercano. Es importante mantener los controles al día y aprovecharlos para aclarar todas tus dudas.

Los controles del embarazo contribuyen a proteger la salud de la madre, a estimular el afecto entre toda la familia y el niño o niña que está por nacer. Además favorecen el desarrollo de la guagua y permiten detectar a tiempo posibles complicaciones.

Generalmente se realizan un mínimo de siete controles prenatales. En los centros de salud te asignan fecha y hora para acudir a los controles y exámenes. Lo ideal es que la madre vaya acompañada por su pareja o un familiar o una amiga/o.

En este período, también es importante asistir a una consulta con el odontólogo/a, ya que durante la gestación aumenta el riesgo de enfermedades a las encías y dientes. La salud bucal de la madre puede influir en la salud bucal del niño o niña.

Alimentación

El desarrollo y bienestar de la guagua es mejor si la madre se alimenta de forma sana. No se necesita una dieta especial, basta con comer variedad de alimentos ricos en nutrientes.
No necesario “comer por dos”, eso puede llevar al sobrepeso y generar complicaciones. Lo ideal es alimentarse de forma equilibrada y saludable.
Algunos consejos:

  • Agregar a la alimentación un vaso adicional de leche y un plato adicional de frutas o verduras.
  • Aumentar el consumo de pescado cocido, por que mejora el desarrollo del cerebro y de la retina del niño o niña.
  • Consumir idealmente 8 vasos de agua al día.
  • Aumentar el consumo de alimentos que contengan vitamina C como kiwis, naranjas, tomates y brócolis.
  • Limitar las grasas (mantequilla, margarina, frituras y aceites), dulces (azúcar, postres, bebidas y galletas).
  • Evitar la cafeína (café, té, cacao, bebidas cola, chocolate) y el consumo de alcohol.

Infórmate sobre el programa de alimentación complementaria. Es importante para ti y tu guagua durante esta etapa así como también para la alimentación de los años posteriores.

Entorno saludable

Brindar un entorno sano y protegido es esencial para que la madre se sienta bien y para que la guagua crezca y se desarrolle óptimamente. 

Es recomendable no fumar dentro de la casa, ya que el humo del tabaco puede tener efectos negativos en la placenta y en la guagua. 

También es importante que en la casa exista un espacio acogedor y tranquilo para descansar.

Es bueno que, dentro de su rutina, la mujer gestante destine un tiempo para reposar y conectarse con su guagua. Hablarle, cantarle, imaginar a la guagua y conectarse es fundamental para su desarrollo; esto además contribuye a eliminar el estrés.

Escuchar música es una buena forma de relajarse y estimular a la guagua.imagen mujer gestante y madra abrazadas

Preparando el hogar…

La guagua necesitará un espacio propio dentro de la casa donde pueda dormir tranquilamente. Esto será fundamental para su crecimiento y desarrollo.
Lo ideal es elegir un espacio que cuente con luz natural y ventilación adecuada.

Ejercicios cotidianos

Es recomendable que durante la gestación la mamá mantenga una vida activa y realice ejercicio.Esto le ayudará a sentirse bien y a prepararse para el trabajo de parto.

El ejercicio moderado permite preparar los músculos que se necesitarán durante el parto, como abdomen, pelvis y glúteos. También contribuye a aliviar la tensión en la espalda y las piernas. El ejercicio oxigena el cuerpo, lo que repercute positivamente en el niño o niña que va a nacer.

Se recomienda realizar ejercicios en un ritmo lento, y si se siente alguna molestia como dolor, mareo o nausea, se deben interrumpir.

Algunos ejercicios:

Elevación de la pelvisPelvis elevada

De espalda en el piso, con los brazos a los lados y los pies flectados, comprime los glúteos y eleva la pelvis.

Mantén durante 5 segundos y después baja lentamente la espalda, vértebra por vértebra.

Relajación lumbar
Relajación Lumbar

De espalda en el suelo, con la columna pegada al piso, lleva ambas rodillas al pecho.

Luego repite lo mismo con cada pierna por separado, manteniendo por 10 segundos.

Giro de la columnaGiro de Columna

En el suelo, extiende los brazos, junta y dobla las piernas; mantén los hombros pegados al piso.

Luego gira las piernas hacia la izquierda, mientras vuelves la cabeza hacia la derecha. Repite en el sentido contrario varias veces.

En cuclillasEn Cuclillas

Con la espalda estirada y recta, abre las piernas y baja lo que más puedas. Reparte tu peso en los dedos de los pies y, si puedes, también en los talones.

Este ejercicio te ayudará a estirar el lado interno de los muslos y la región pélvica.

Para elongar aún más, puedes ejercer presión con los codos contra los muslos.

Meter la pelvisMeter la pelvis

De rodillas y con las palmas de las manos sobre el suelo, apretando glúteos y abdomen, arquea tu espalda hacia arriba

  • Mantén un momento y luego relaja con las espalda recta
  • Repite varias veces, descansando brevemente.

Inclinación hacia delanteInclinación hacia adelante

Abre las piernas al ancho de tus caderas. Inclínate hacia adelante con las rodillas levemente flectadas y con la espalda recta.

Luego estira los brazos y toma tus manos por detrás de la espalda, acercándolas a la cabeza lo más posible.

Fortaleciendo el perineo

El perineo son músculos y ligamentos que sostienen los órganos genitales. Al preparar el perineo se adquiere conciencia de estos músculos y se aprende a contraerlos y relajarlos. Esto será de gran utilidad para pujar durante el parto, y para tonificarlos en el post parto.

Para fortalecer esta zona se practica el ejercicio de Kegel, unas 3 o 4 veces al día que consiste en lo siguiente:

  • De pie o sentada, contrae el perineo como tratando de retener la orina.
  • Mantén contraído entre 5 y 10 segundos, sin interrumpir la respiración, ni contraer glúteos ni abdomen.
  • Relaja durante 10 segundos y contrae nuevamente.

Puedes ver más ejercicios descargando los vídeos del DVD | parte 1 | parte 2| parte 3 |.

Recuerda…

Es saludable mantenerse activa y practicar estos ejercicios diariamente por unos 10 minutos. Pasada la semana 30, evita practicar los ejercicios que exigen estar tendida en el suelo.

Estimulación del hijo o hija que va a nacer

La guagua se puede estimular aunque esté dentro del útero. Es muy simple, basta con hacerse el espacio para comunicarse con él o ella.

Desde el comienzo de la gestación, toda la familia puede relacionarse con el niño o niña que está por nacer. Acciones simples crearán un vínculo con esa guagua desde antes de su nacimiento. Para ello basta con:

  • Hablarle: Alrededor de la semana 16 de gestación tu guagua ya puede escuchar. Es bueno hablarle para que vaya reconociendo las voces. Se le puede contar cuentos o simplemente tocar el vientre para demostrarle cariño.
  • Cantarle o ponerle música suave: Se puede poner música cerca del vientre de la mujer para estimular la audición de la guagua. Puedes descargar aquí un Cd especialmente diseñado para “Estimulación prenatal”
  • Sentir sus pataditas: Cuando la mujer ya perciba los movimientos de la guagua dentro de su vientre, podrá compartir esas sensaciones con el resto de la familia. Al poner las manos en el vientre de la mujer, se podrá observar y sentir cómo se mueve y, con suerte, sentir incluso una patadita.

Registra los movimientos de tu guagua

Puede ser muy entretenido llevar un registro de los movimientos de la guagua, para ello te puedes guiar con esta tabla para anotar sus pataditas:

Tabla Registro

Descarga esta tabla en PDF:

Descargar documento: Tabla de registro de movimientos de la guagua
PDF 69 KB

Algunos mitos respecto a la gestación

“Según la forma del vientre o la frecuencia cardiaca se puede conocer el sexo de la guagua”

Muchas personas dicen que si el vientre está en punta nacerá un niño y que si está redondeado nacerá una niña.

Hasta el día de hoy no existe ningún tipo de evidencia respecto a que la forma del vientre, ni la redondez de la cara, ni la frecuencia cardiaca determinen el sexo del bebé.

La mejor forma para conocer el sexo de la guagua es a través de una ecografía.

“Si se tiene acidez durante la gestación, la guagua nacerá con mucho pelo” gestante sobre una pesa

La causa de la acidez es hormonal y fisiológica, y no se relaciona para nada con la cantidad de pelo con que nazca la guagua.

“Durante la gestación la madre se debe alimentar por dos”

La alimentación debe de ser sana y equilibrada, subir mucho de peso puede ser perjudicial para la guagua.

“No se deben tener relaciones sexuales durante la gestación”

No hay ninguna razón médica para abstenerse de tener relaciones sexuales durante la gestación.

Las relaciones sexuales no perjudican a la guagua, incluso pueden ser recomendables ya que le ayudará a la mujer a ejercitar los músculos del perineo.

El médico o matrona deben evaluar si existen contraindicaciones.

“No se debe hacer ejercicio durante la gestación”

Todo lo contrario; hacer ejercicio durante la gestación ayuda a mantener un buen estado físico, a estar preparada para el trabajo de parto y a una mejor recuperación después del parto.

“No se debe tomar mucho líquido durante el embarazo porque aumentará demasiado el líquido amniótico”

La cantidad de líquido amniótico no depende del líquido que tome la mujer gestante.

Tomar agua es muy saludable; contribuye al buen funcionamiento renal y a evitar el estreñimiento. Lo ideal es consumir unos 8 vasos diarios de líquido.

“Fumar unos pocos cigarros durante la gestación no causa daños a la guagua”

El tabaco tiene efectos negativos sobre la placenta y la guagua. Puede producir bajo peso fetal, retardo en el crecimiento intrauterino, partos prematuros, entre otras alteraciones.

Si quieres saber más sobre este tema, escucha este capítulo del programa radial de Chile Crece Contigo titulado “”Embarazo y desarrollo de la guagua”:

Otros links asociados a este tema:

Compartir:
  • Print
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • PDF
  • RSS
  • Twitter